Subir a incio documento

USOS EXCEPCIONALES DE LA VÍA

Las vías públicas aptas para la circulación de vehículos a motor tienen como fin ser un medio de comunicación terrestre y por tanto ordinariamente serán usadas para el desplazamiento de personas y mercancías entre dos puntos.

Requieren por tanto una autorización previa a su celebración cualquier actividad que haga un uso excepcional de la vía cuando interfieran en el tráfico de dichas vías, diseñadas y construidas específicamente para la circulación de vehículos a motor.

Dentro de los usos excepcionales de la vía podemos distinguir por su naturaleza los derivados de:

  • Eventos deportivos
  • Eventos de vehículos históricos
  • Actividades relacionadas con rodajes audiovisuales
  • Obras en vías públicas o aledaños

Requieren una autorización previa para su celebración cualquier evento deportivocompeticiones deportivas organizadas (rallys, pruebas ciclistas, carreras...) sin importar el número mínimo de participantes y marchas ciclistas con más de 50 participantes que incluyan en su itinerario, aunque solo sea para cruzarlas, tramos de vías diseñadas y construidas específicamente para la circulación de vehículos a motor.

Existe un calendario de eventos deportivos común que permite organizar y gestionar la celebración de eventos deportivos. En caso de existir conflicto de fechas de eventos, tendrán preferencia los inscritos en el calendario de eventos.

Precisarán autorización administrativa previa todos aquellos eventos de vehículos históricos en los que participen más de diez vehículos conceptuados como históricos por su reglamento o poseen una antigüedad superior a 25 años.

No tendrá la consideración de eventos de vehículos históricos aquellos en los que se establezca una clasificación de velocidad o regularidad superior a 50 km/h., siendo de aplicación lo considerado para la celebración de pruebas deportivas.

La realización de rodajes en vías y terrenos de uso público aptos para la circulación de vehículos que entorpezca o haga peligrosa circulación de usuarios no está permitida, salvo que se disponga de la oportuna autorización para rodajes audiovisuales emitida por el órgano encargado de regular, ordenar y gestionar el tráfico por las mismas.

En el caso de las vías interurbanas y travesías, excepto las situadas en País Vasco y Cataluña, dicho órgano será la Dirección General de Tráfico.

Antes de comenzar la realización de una obra sobre una vía pública alterando la vialidad ordinaria de la calzada, arcén o elementos funcionales de la carretera, deben siempre solicitarse y obtener la autorización para la realización de la obra al titular de la vía.

Se entiende por una obra en la vía a toda aquella que tenga lugar en la plataforma de la carretera, los elementos funcionales de la misma y otras zonas de afección para las que se requiera autorización del titular de la vía.

Te puede interesar